Los funcionarios públicos que sean nombrados Directores insulares, permanecerán en la Administración General del Estado en la situación de: