Una de las siguientes afirmaciones respecto a la persona preferida para acceder a la Corona de España, no es cierta: