De acuerdo con el artículo 31.3 de la Constitución de 1978, las prestaciones personales o patrimoniales de carácter público, podrán establecerse: