La citación practicada a las partes, testigos o peritos por correo, en el orden penal, se entenderá practicada: