El procedimiento legislativo ordinario consiste en la adopción de un reglamento, una directiva o una decisión de naturaleza legislativa: